¿Por qué debo hacer ejercicio?

Por el dr. Frank Raúl Fernández Morales.

La práctica de ejercicio, de forma moderada y acorde con nuestra edad y posibilidades, es una importante fuente de beneficios para nuestra salud. Entre estos, podemos destacar:

 

  • Control del peso:Junto con la dieta, el ejercicio juega un papel importante en la prevención de la obesidad. Para mantener el peso en niveles saludables, la energía gastada en actividades diarias debe ser igual a las calorías aportadas. Para perder peso es necesario quemar más calorías de las que se consumen.

  • Reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares:El ejercicio fortalece el corazón y mejora la circulación. El aumento del flujo sanguíneo eleva los niveles de oxígeno sanguíneo, lo que ayuda a disminuir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, la ateroesclerosis, las coronariopatías y el infarto. El ejercicio regular también ayuda en el control de la presión arterial y la frecuencia cardiaca, así como en los niveles sanguíneos de triglicéridos y colesterol. Con la práctica de deporte también ayudamos a mantener nuestras pulsaciones en rangos saludables.
  • Controla los niveles de glucosa en sangre y de insulina de su cuerpo:El ejercicio reduce los niveles de azúcar en la sangre y la resistencia de los tejidos a la acción de la insulina. Esto disminuye el riesgo de síndrome metabólico y diabetes tipo 2, enfermedades muy comunes y potencialmente prevenibles.
  • Tabaquismo:El ejercicio puede hacer más fácil dejar de fumar, pues ayuda a controlar la ansiedad y el síndrome de abstinencia. También puede ayudar a limitar el posible aumento de peso al dejar el cigarrillo.
  • Mejora su salud mental y su estado de ánimo:Durante el ejercicio, su cuerpo libera sustancias químicas que pueden mejorar su estado de ánimo y hacerle sentir más relajado. Esto puede ayudarle a lidiar con el estrés y reducir su riesgo de depresión.
  • Mantiene sus habilidades de pensamiento, aprendizaje y juicio a medida que envejece:El ejercicio estimula su cuerpo a liberar proteínas y otros productos químicos que mejoran la estructura y función del cerebro. Además, contribuye con el mantenimiento de las capacidades funcionales y la coordinación en las personas de edad avanzada.
  • Fortalece sus huesos y músculos:El ejercicio regular puede ayudar a hacer más fuertes los huesos de niños y adolescentes. Con los años, también puede disminuir la pérdida de densidad ósea relacionada a la edad. Las actividades de fortalecimiento muscular pueden ayudarle a aumentar o mantener la masa muscular y la fuerza.
  • Reduce el riesgo de caídas:Para los adultos mayores, las investigaciones muestran que hacer actividades de equilibrio y fortalecimiento muscular, además de actividad aeróbica moderada, puede ayudar a reducir el riesgo de caídas.
  • Sueño:El ejercicio puede ayudarle a conciliar el sueño más rápido y permanecer dormido más tiempo.
  • Mejora su salud sexual:El ejercicio regular puede reducir el riesgo de disfunción eréctil en los hombres. Para aquellos que ya tienen este problema, el ejercicio puede ayudar a mejorar su función sexual. En las mujeres, el ejercicio puede aumentar la excitación sexual.
  • Aumenta la esperanza de vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *